domingo, 5 de agosto de 2012

Tres ídolos


 

Aunque muchos pretendan negarlo, es indudable que la vida tiene misterios que se presentan a veces indescifrables.
Uno de esos que me da por llamar misterios, ha ocurrido justo hoy 5 de agosto, fecha en se cumplen 50 años de la muerte de Norma Jean Baker, que dicho así es posible que a más de uno pase inadvertido que se trata de la mujer ídolo y símbolo de una época en que aún podía ser un atrevimiento, ser mujer, sentirse bien como tal y destilar un sensualismo que atrapaba entre sus redes sublimes, a cuanto hombre se cruzaba en su camino.
Hablamos de Marilyn Monroe, la diva de cuerpo frágil y voluptuoso, que a pesar de ser la revelación de su tiempo, fue una mujer signada por la desdicha.
Hasta el presente, su muerte es una incógnita, muchas hipótesis se han tejido, siendo la más socorrida, la de la dosis extra de barbitúricos, que según se afirma, eran habituales en la actriz.
Nacida en Los Ángeles, cerquita de la meca ansiada por quienes son tocados por el gusanillo de la actuación, vio la luz el 1 de junio de 1926, para morir un día como hoy en 1962, fue encontrada agonizante para morir horas más tarde.
Una mujer cuyo cuerpo  fue amado por muchos hombres, sin embargo, al parecer ninguno dio a su alma, el verdadero amor, su personalidad un tanto débil muy tendente a continuas depresiones, jamás encontró en ninguno de sus amantes, un sentimiento que le hiciese aferrar a la vida.
Hace 35 años, el 4 de agosto de 1977, Antonio Machín, el inolvidable cubano que había nacido en Sagua la Grande el 11 de febrero de 1903, moría en Madrid, el célebre “Manicero”, había llegado a España huyendo de las consecuencias de la II Guerra Mundial, pero se encontró con un desastre peor aún porque iba a vivirlo más de cerca, la Guerra Civil Española.  
Sevilla fue la ciudad que dio a Machín amor y albergue y la tierra de Sevilla guarda sus restos.
Hoy, otra grande nos deja, Chavela Vargas, la voz de la ranchera, la internacional Isabel Vargas Lizano, nacida en Costa Rica, mexicana de sentimiento, murió hoy con 93 años de edad. Consciente hasta su último suspiro, Chavela, dijo llevarse los mejores recuerdos de México.
Con el aplauso de su tierra y de los países que disfrutaron de su arte, será despedida hasta su última morada.
Marilyn Monroe, Antonio Machín y Chavela Vargas, tres luminarias que irradiaron cada uno a su manera con su arte, unos antes, otros más tarde, han partido hacia esa dimensión que nos aguarda a todos.
La coincidencia de que han partido de este mundo más o menos el mismo día, tal vez les permita encontrarse en algún momento en ese intrincado universo desconocido.
Guardemos para ellos un recuerdo.  

3 comentarios:

  1. Si algún día yo me muero, -todavía no lo tengo claro, unos días quiero morirme y otros vivir muchos años,- me gustaría que escribieras mi panegírico. Así que prepárate para durar mucho y poder llegar. besos

    ResponderEliminar
  2. Definitivamente,Chavela Vargas, ha calado en mi memoria por todas sus canciones como Macorina, Llorona, entre otras. Por lo demás, supongo que todos vivieron y dejaron un legado que perdura en las almas de los mortales que aun recordamos como si fuera ayer.

    ResponderEliminar
  3. Pues si "algún día" murieras, cuenta con ese panegírico amigo, claro que me dolerá, pero ni modo que no acate esa voluntad.
    Será lo más natural que mueras antes que yo, que a mis veinte años, estoy rebosante de vida, si llegaras a necesitar una muleta, puedo prestarte la mía, no es que la use, la guardo para cuando sea "mayor".
    Un gran abrazo amigo.

    ResponderEliminar

Toc, toc...

Toco tu puerta y no tengo respuesta, clamo tu nombre y no respondes, te busco bajo la luz del sol, en la tiniebla de la noche y en la...