martes, 5 de octubre de 2010

Siempre adiós


Cada día un adiós,

cada noche una evocación.

Cada adiós, una lágrima,

cada recuerdo, una emoción.

Decimos adiós

y yo volviendo la mirada,

muevo mi mano diciéndote hasta siempre.

Y cada día se repite,

y cada noche vuelvo a recordarte,

a meter entre mis sábanas tu presencia,

a absorber tu aroma,

para despierta,

imaginar que deliro.

Pasa la vida sobre mi noche

y yo cierro la puerta para

soñar contigo…

8 comentarios:

  1. Hoy Internet está rebelde..Casi no puedo dejarte un comentario. Amorosas letras pasean por tu poema pero la vida es seguir hacia adelante. Los recuerdos de amor tendrían que traernos presentes de ternura.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  2. Que bonitas y tristes palabras de amor y desamor encontrados.
    Que difícil es desprenderse de algo que nos dio tanto.
    Se de lo que hablas.
    un fuerte abrazo.
    Pury

    ResponderEliminar
  3. Hola guapa,deseo que tus noches sean tan soñadas como tu vida..un placer leerte, gracias por tu generosidad, pasa buen día, besos...

    ResponderEliminar
  4. Maravilloso poema lleno de nostalgia ¡gracias por compartirlo querida Miuris! un abrazo grande y felices sueños

    ResponderEliminar
  5. A veces Internet se rebela, pero no debemos permitirlo, tenemos que doblegarlo.

    Gracias por esas palabras tuyas tan amables, brindemos por esos recuerdos.

    Abrazos

    ResponderEliminar
  6. Hola Pury, encuentros, desencuentros, la vida es eso, a veces vas por un camino y alguien que te busca, se cruza sin verte.

    Tomemos de la vida no solo lo que nos da, arranquémosle todo lo anhelamos.

    Un abrazo amiga

    ResponderEliminar
  7. Gracias don vito, mis noches son sueños de amor, habitados por un rey que mora en mi corazón.

    Generosidad es la suya que me premia con tan hermosas palabras.
    Un saludo afectuoso.

    ResponderEliminar
  8. Isota!! Que bueno que estás aquí, gracias amiga porque siempre tienes para mi palabras bonitas.

    Un abrazo grande y que sueñes bonito.

    ResponderEliminar

Toc, toc...

Toco tu puerta y no tengo respuesta, clamo tu nombre y no respondes, te busco bajo la luz del sol, en la tiniebla de la noche y en la...