Donde el cactus es una piedra más de los caminos y reverbera el sol y la noche es irradiada por estrellas que parecen caer sobre la blancura de los jazmines que pueblan mis recuerdos, allí empecé a soñar.Soy un latido más de una ciudad que es un corazón, dos cielos me cubren, el propio y otro que el amor me ha dado: Sevilla, una ciudad pasión y melodía.Escritora de muchas letras que no siempre tal vez son leídas, pero escritas con mucho corazón, con ellas edifiqué estas vendimias, anhelando encontrar la mejor cepa y recoger la cosecha más selecta.Soñadora, edificadora de utopías, romántica, idealista y otras circunstancias desfasadas, no me importa, ¡Escribir es mi pasión!

miércoles, 13 de octubre de 2010

Por la vida!!


La vida es a veces

como una playa tragada por el mar,

una amplia explanada

que se pierde en el agua,

arena movediza que se hunde al pisarla.

El viento voraz de un huracán,

O la marea de un tsunami.

La existencia puede ser la escuela,

Alma Mater inmensa

donde crees dejar tu huella,

Pero es ella la que marca, la que decide,

tu solo apuestas a vivir,

si te dejan.

4 comentarios:

  1. Cierto! Porque nada depende de nosotros, en realidad. Serà hasta que se baje el telòn o desde arriba ( espero que no sea desde abajo) nos digan basta.

    bella entrada.

    Un gusto leerte mi querida Miuris

    ResponderEliminar
  2. Que hermosa tu poesia Mauris, que bella forma de describir la vida,te ha quedado de lujo querida amiga...Gracias por seguir una luz en la sombra...un abrazo

    ResponderEliminar
  3. Hola Mariela, es cierto eso que dices, también yo espero que el telónse mantenga en posición positiva para nosotras, gracias por visitarme querida amiga.

    Abrazos

    ResponderEliminar
  4. Muchas gracias Carmen, son palabras valiosas viniendo de una mujer tan inspirada como tu.

    Es un verdadero regalo visitar tus blogs.

    Abrazos

    ResponderEliminar