Donde el cactus es una piedra más de los caminos y reverbera el sol y la noche es irradiada por estrellas que parecen caer sobre la blancura de los jazmines que pueblan mis recuerdos, allí empecé a soñar.Soy un latido más de una ciudad que es un corazón, dos cielos me cubren, el propio y otro que el amor me ha dado: Sevilla, una ciudad pasión y melodía.Escritora de muchas letras que no siempre tal vez son leídas, pero escritas con mucho corazón, con ellas edifiqué estas vendimias, anhelando encontrar la mejor cepa y recoger la cosecha más selecta.Soñadora, edificadora de utopías, romántica, idealista y otras circunstancias desfasadas, no me importa, ¡Escribir es mi pasión!

sábado, 11 de febrero de 2012

Asómate


Porqué no te asomas al ventanal?
Quién sabe, si la noche nos guarda
alguna fantasía.
Puede que haya luna y perdamos su luz,
tal vez nos aguarde el guiño de una estrella 
que agite en su temblor,
un mensaje de amor.
Anda, que la noche se acaba,
y bajo la almohada va guardando su aroma,
que se mete en mis sentidos y me conmueve.
Tal vez ya no queden noches como estas,  
y en la espera, se nos escape la vida   
y la pasión y el deseo se conviertan en silencio.
Asómate ahora,
que es posible que no llegue el mañana
y luna y fantasía,
solo sean, los recuerdos de esta noche. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario