martes, 27 de noviembre de 2012

El cuento de Barbeíto




 
Que el niño no va a nacer?

Escuchando esta frase en la voz del narrador, no pude evitar evadirme, todo sucedió en un instante, pasaron por mi mente pasajes de la realidad, de cómo el universo se desvirtúa entre guerras y conflictos, de cómo la humanidad se sume en odios y resentimientos, todo esto - me dije, es opuesto al plan de Dios y allí mismo me pregunté, querría nacer Jesús de nuevo si volviendo a la tierra su mirada, se percatase de que el mundo creado, está muy lejos de ser lo que El pidió que fuera.

Perdón,  otra vez con mi defecto de inventar mundo paralelos de cualquier circunstancia, me aparto de nuevo de lo que deseo contar.

Esta noche, en la Fundación Cruzcampo, asistimos a la  presentación del libro musicado "El día que Jesús no quería nacer" de Antonio García Barbeito.

Un evento que en estos tiempos en que empezamos a aspirar los aires navideños, se hacen más entrañables estas historias, que nos retrotraen a otra época, cuando éramos niños, cuando éramos estudiantes y organizábamos grupos teatrales montando historias de la Navidad.

Este cuento es  adorable, Barbeito es un escritor de esos que cuando lo leemos, nos roba el alma con sus letras, nos traslada subliminalmente a la escena que narra, si perfecto era el cuento desde antes, ahora musicalizado se vuelve celestial.

Tantas veces hemos oído hablar de lo mismo, que posiblemente se piense que se trata de una historia semejante a todas las que escriben dentro de este contexto.
El cuento de Barbeíto sin embargo, tiene alma, chispa, es una narración para escucharla en familia, al calor de una mesa de camilla, ante un chocolate o café caliente, bajo la luz de unas velas con aroma navideño, existe ese olor? Si señores, existe, búsquenlo en sus recuerdos, agazapado en algún rugosidad de la memoria, si cierran los ojos y abren el corazón, sentirán ese olor a familia.

El CD está a la venta y el producto de su venta no es un lucro personal ni para el autor, ni para ninguno de los involucrados, es una donación que ha hecho el autor y el grupo que participó en la musicalización, un verdadero regalo de Navidad para las instituciones que recibirán el donativo. 

Regálense una fantasía,  compren  el disco, además del  hermoso momento que van a disfrutar,  tendrán la seguridad de que harán una contribución a la generosidad, mediante la cual, mucha gente podrá sonreír en esta Navidad.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Toc, toc...

Toco tu puerta y no tengo respuesta, clamo tu nombre y no respondes, te busco bajo la luz del sol, en la tiniebla de la noche y en la...