Donde el cactus es una piedra más de los caminos y reverbera el sol y la noche es irradiada por estrellas que parecen caer sobre la blancura de los jazmines que pueblan mis recuerdos, allí empecé a soñar.Soy un latido más de una ciudad que es un corazón, dos cielos me cubren, el propio y otro que el amor me ha dado: Sevilla, una ciudad pasión y melodía.Escritora de muchas letras que no siempre tal vez son leídas, pero escritas con mucho corazón, con ellas edifiqué estas vendimias, anhelando encontrar la mejor cepa y recoger la cosecha más selecta.Soñadora, edificadora de utopías, romántica, idealista y otras circunstancias desfasadas, no me importa, ¡Escribir es mi pasión!

miércoles, 6 de abril de 2011

Contrastes...


Cada día alguien nos daña,

alguien a veces nos elogia.

Siempre hay alguien que nos subestima,

y alguien que nos enaltece.

Muchas veces,

nos obligamos a decir que lo blanco es negro,

aunque su albura ciegue la retina.

Casi siempre

quien más razones tiene para honrarnos,

es quien nos detracta,

a veces la vida nos muestra su mejor cara,

la misma vida otras veces,

nos lleva por derroteros

donde acciones soterradas nos espantan.

A veces la vida,

nos obliga a sonreír como payasos,

cuando solo deseamos gritar.

En ocasiones la noche se hace diáfana,

por mil días que oscurecen.

Otras veces, sonreímos siendo incapaces

de ocultar que nos consume la rebeldía.

5 comentarios:

  1. Unas letras bellas amiga Miuris letras que nos llevan a la reflexion ... un poema bello en escencia y emocion... sentimiento puro...

    saludos
    linda semana
    abrazos

    ResponderEliminar
  2. Cuanta verdad encierran tus palabras Miuris, el ir y venir por la vida,a veces es así...Una pena...Besos

    ResponderEliminar
  3. Tan solo es la vida misma...un besote

    ResponderEliminar
  4. ...PERO ASÍ ES LA VIDA,Y QUIEN NO SE ADAPTA,QUEDA RELEGADO DEL SISTEMA...
    BUENAS REFLEXIONES MIURIS..
    ABRAZO...

    ResponderEliminar